martes, 19 de diciembre de 2017

REDACCIÓN "SITUACIÓN EN LA QUE HAS PASADO MIEDO"


       Esta historia me ocurrió hace unos cuantos años, cuando tenía unos ocho o nueve. En aquel momento, había viajado con mi familia y con mis tíos a Granada, y más concretamente a Sierra Nevada. Los primeros días estuvo todo muy bien, pero fue el tercer día cuando ocurrió algo inesperado. Ese día por la mañana, decidimos que por la tarde nos íbamos a montar en un teleférico que daba una vuelta por la sierra y las montañas de la zona. Terminamos de comer y nos dirigimos al lugar en el que se encontraba el teleférico. Nos montamos y todo parecía ir normal, hasta que más o menos en la mitad del trayecto, el teleférico se detuvo de repente. Al principio incluso llegamos a pensar que se había parado intencionadamente, para contemplar las vistas, por ejemplo, pero otra familia que estaba en el mismo teleférico que nosotros, nos aseguró que no era normal, ya que ellos se habían montado más de uno vez. Si mirabas por la ventana del teleférico se veía un lago a unos 40 o 30 metros de altura, y no solo teníamos miedo de que por algún motivo el teleférico se descolgara del cable, sino de que también otro teleférico por detrás y nos embistiera. Milagrosamente, a los cinco diez minutos, volvió a ponerse en marcha y llegamos a nuestro destino sanos y salvos, por lo que esto se quedó en una anécdota.

No hay comentarios:

Publicar un comentario